DENUNCIA

Fiesta de los Jardines: Dictamen del Auditor Municipal asegura que hubo una "irregularidad"

Se trata de un equipo de sonido especial que fue contratado a pedido de Jimena Barón y que no figuraba en el contrato. También el auditor pide que se convoque al ex secretario de Gobierno, Daniel Brito para que informe a los concejales.
Fiesta de los Jardines: Dictamen del Auditor Municipal asegura que hubo una
20/02/2020
E

l auditor Municipal, Pablo Requejo, entregó hoy al Concejo Deliberante el informe y el dictamen sobre las actuaciones del Ejecutivo en la contratación de artistas y sonido en la última Fiesta de los Jardines.

Entre otras cosas, el informe -difundido por el Concejo Deliberante a la prensa-advierte que las contrataciones se hicieron sin el visado de la Auditoría Municipal, como habría correspondido y que no se observa comparación de precios o consultas entre distintos productores.

En el caso de Agapornis y Jimena Barón, se contrató al productor Eduardo Bonucelli. En ambos casos los contratos incluian aéreo, alojamiento y comida, aunque no debían rendir cuentas de cuánto era el gasto. Compartivamente, señala el informe, otros productores ofrecían dichos artistas por menos montos, aunque sin la inclusión de esos items.

Por ejemplo, cita el auditor, la empresa Ilumus brindaba los servicios de Agapornis por 556 mil pesos (IVA incluido), contra 920 mil que cobró Bonucelli, pero sin incluir los gastos de alojamiento, comida y aéreos. La diferencia fue de 364 mil pesos.

En el caso de Jimena Barón, el contrato con el mismo productor fue de 2,2 millones de pesos y el mismo espectáculo por la empresa Illumus costaba $1.452.000 (con IVA), pero sin el costo de alojamiento, aéreos y comidas para 27 personas, que en el primer caso sí lo incluía.

"Existiría una diferencia de 763.631 pesos para que Bonuccelli afronte los costos referidos. A esa auditoria no le consta ni puede comprobar cómo se efectuarían esos gastos, debido a que el representante se ocupaba de esa gestión y no el municipio", sostiene el informe de Requejo.

La artista no se presentó, pero el contrato se formalizó y se abonó el adelanto de $1.398.000 por contrato, "monto que segúna la cláusula reintegrará el importe abonado".

"Hasta el momento la Auditoria no ha tomado conocimiento de dicho reintegro, pero según conversaciones con el secretario de Economía, Daniel Brito, el proceso administrativo se ha iniciado para obtener el monto transferido", asegura el auditor.

No obstante, el contrato aseguraba que el 4 de febrero el Municipio debía pagarle cerca de 800 mil pesos restantes al productor de Barón. En principio, por lo que se desprende del informe -aunque no lo menciona- ese monto no se habría llegado a abonar. 

Se contrató un rider innecesario
En cuanto al servicio de sonido, iluminación y pantallas, etc, el contrato fue por $1.500.000,pero posterirmente por pedido de Jimena Barón se contrató un "rider específico" (establece desde micrófonos hasta marcas, modelos de backline, etc ) el 21 de enero por $972.000 (SIC).

La irregularidad es que ese pedido especial de rider no estaba contemplado en el contrato, por lo cual, el Municipio no habría estado obligado a contratarlo.

"Puntualmente este pedido específico no estaba contemplado, en la cláusula que hace a la referencia el contrato de Agapornis dice que la Municipalidad se hará cargo para este espectáculo de la contratación del escenario, backline, sonido e iluminación. Menciona la palabra Backline que es la que utilizaron todos los artistas y no Riders específicos, como se menciona en la solicitud del gasto", asegura el auditor.

Respecto de la contratación específica por pedido de Jimena Barón (el auditor asegura en ese punto que fueron 982 mil pesos lo que se pagó finalmente al contratista del sonido), "fue contratado con posterioridad y este rider al no presentarse la artista no tenía razón de ser, es factible que haya dado un plus a los espectáculos, pero ningún otro artista lo había solicitado".

Asimismo apunta que debería haber estado dentro del contrato -no por email- y tendría que haberse incluído en el presupuesto.

"¿Qué hubiese sucedido si la cantante pedía por email, luego de la firma del paquete cerrado, un rider que costaba 4 millones de pesos? ¿se pagaba igual? cuál era el límite? si el mismo no estaba preestablecido en ninguna cláusula contractual", se pregunta el auditor.

No se compararon presupuestos ni se dio intervención al auditor
Requejo asegura que no es posible determinar qué representante era más conveniente a la hora de la contratación, "debido a que brindó oportunamente un paquete cerrado y porque no existían presupuestos formales solicitados por el Municipio a otras productoras".

"La irregularidad de estas contrataciones se pone de manifiesto al no brindarle intervención a la Auditoría Municipal, quién podría haber solicitado por ejemplo la rendición de cuentas de los gastos del privado, dentro de una cláusula, para así poder saber cuáles eran los valores del cachet, comidas y aéreos y poder determinar si eran convenientes", indica el informe de Requejo.

En tanto advierte que "no hubo comparación de precios entre productoras", como llumus, que fue contratada para los músicos Chango Spasiuk y los 4 de Córdoba.

El dictamen
1) Que todo contrado, donde la comuna sea parte, deberá ser visado por la auditoría municipal.
2) Declarar como irregular la contratación del rider específico, toda vez que el mismo no se encuentra predeterminado en el contrato de la artista Jimena Barón.
3) Instar al Concejo Deliberante, si lo considerace oportuno, para que con el voto de la mayoría simple convoque al entonces secretario de Gobierno, Daniel Brito, ahora secretario de Economía, a brindar informes respecto de las contrataciones aludidas y si algún otro secretario formó parte de la contratación de los contratos de Agapornis y Jimena Barón.
4) Instar al Concejo convocar al subsecretario de Cultura, Alberto Hernandez, para que manifieste porque no formó parte de la contratación del sonido y de las contrataciones de los artistas representados por Eduardo Bonuccelli, y si formó parte de las contrataciones de los demás artistas.
5) Solicitó además que se reglamente mediante ordenanza un manualk de compras o adquisiciones de bienes y contrataciones del Municipio.

 

La denuncia de Fabián Sciola
En una carta de lectores y en declaraciones radiales con FM Estilo, el vecino denunció que la contratación de Agapornis y Jimena Barón se había hecho por montos muy superiores a los que ofrecía otro productor.

DESCARGAR EL DICTAMEN COMPLETO ABAJO

Dejar un comentario
Ranking de noticias
Más Leidas
Último momento
Seguinos en Twitter