“Hacernos cargo de nuestros residuos, incluso los que salen del inodoro”

Agenda Verde plantea diferentes alternativas para tratar las “aguas negras” cuando no hay red cloacal . Su columna a partir de las 12 en FM Andina.
“Hacernos cargo de nuestros residuos, incluso los que salen del inodoro”
20/07/2021

Todos los seres vivos producimos desechos, que en la naturaleza son aprovechados por otros organismos, evitando que se conviertan en “basura” en el ambiente. Lo que distingue al ser humano es la gran cantidad de desechos que generamos, y las modificaciones que introducimos en los productos que consumimos, que evitan que otros seres vivos puedan aprovecharlos directamente. Así ocurre con el plástico y otros derivados de combustibles fósiles. Sin embargo, otro de los residuos que producimos en gran cantidad, solo por el hecho de estar vivos, tampoco los manejamos de forma adecuada para que no sea riesgoso para el ambiente ni para nosotros mismos.

Los desechos sanitarios que producimos en nuestro hogar, suelen no preocuparnos demasiado: si tenemos cloacas en nuestra casa van del inodoro al más allá, que generalmente es una planta que los acumula y da algún tipo de tratamiento para luego depositar esos residuos en otro lugar. En la localidad solo los barrios más poblados tienen recientemente acceso a cloacas. Este sistema de tratamiento “puede fallar”, como ocurrió hace unos meses en la localidad (ver nota https://www.diarioandino.com.ar/noticias/2021/03/25/218879-la-subsecretaria-de-medio-ambiente-de-la-provincia-inspecciono-y-confirmo-el-vertido-de-liquidos-cloacales-en-el-arroyo-piedritas), y además no aprovecha los residuos como recurso.

Los que no disponemos de cloacas tenemos que pensar un poco más qué hacer con esos residuos, y en cierta forma concientizarnos de su tratamiento. La opción más frecuente es tener una cámara séptica y/o pozo ciego como planta de tratamiento hogareña, donde los desechos de aguas negras (como se llaman aquellos que salen del inodoro) y grises (las que salen del resto de la casa) son tratados por las bacterias que allí viven. Para mantener saludable la comunidad de bacterias benéficas que cumplen esa función tan importante, hay productos que debemos evitar en la limpieza del hogar, como la lavandina, exceso detergente u otros productos químicos de limpieza (ver nota mostrando formas alternativas de limpieza https://www.diarioandino.com.ar/noticias/2021/05/31/219423-como-reducir-el-uso-de-productos-quimicos-cuando-hacemos-la-limpieza-diaria-de-nuestro-hogar), e incluso del cuerpo (ciertos jabones y champús).

 ¿Qué sucede si matamos a las bacterias benéficas que hay en nuestra planta de tratamiento con tantos productos químicos? La materia fecal y los residuos no tratados se acumularían sin nadie que los digiera y deberíamos llamar cada vez más seguido al camión atmosférico (mirá esta nota para ver a dónde lleva el camión atmosférico esos residuos, que es trasladar el problema de un lugar a otro https://www.diarioandino.com.ar/noticias/2021/02/04/218471-aun-no-esta-definido-donde-instalaran-la-planta-de-tratamiento-de-camiones-atmosfericos).

 Sin embargo, esta forma de tratamiento no permite que aprovechemos nuestros residuos como recurso, que es la filosofía de la economía circular. En cambio, los biodigestores son cámaras sépticas con más tecnología, que favorecen y fomentan la comunidad de bacterias y que están preparados para extraer los lodos ya digeridos, sin necesidad de llamar al camión atmosférico. Lo interesante de esto, es que además de hacernos más autosustentables, obtenemos un recurso valioso de esos lodos tratados, al transformarse en un producto rico en nutrientes, que puede ser utilizado como abono nuestras plantas.

Una vez que el proceso dentro del biodigestor ha finalizado, el agua que sale debe ser tratada en una segunda etapa, ya que tiene exceso de nutrientes y puede contener patógenos. Para este tratamiento del agua se puede armar un lecho nitrificante, que es una zanja de piedras donde se asientan otro tipo de bacterias aeróbicas, que transforman el exceso de contaminantes en nutrientes para las plantas. Sin embargo, el agua que sale de un lecho nitrificante es difícil de redirigir, por lo tanto, enriquece el suelo cercano solamente.

Otra alternativa es armar un mallín artificial, que reduce eficientemente los contaminantes y nos permite captar el agua enriquecida para que podamos reutilizarla para las plantas de nuestro jardín. Al mismo tiempo es una hermosa decoración, y podemos utilizar plantas nativas que crecen naturalmente en los mallines de la zona para que nos ayuden al proceso de filtrado del agua, imitando el proceso natural que ocurre en un mallín. Así, podemos usar pastos, juncos o ciperáceas, que son plantas que tienen un sistema radicular muy ramificado que envía oxígeno a las zonas más profundas para que permitan el desarrollo de más bacterias benéficas, y filtran del agua el exceso tóxico de nutrientes que es utilizado por estas plantas en su crecimiento. También podemos poner plantas con flores, como la aljaba, el arrayán y la luma, que crecen cerca del agua.

Biodigestor (tanque negro) con caño que conecta al mallín artificial con pastos y ciperáceas, que es funcional incluso en invierno (foto tomada en Julio 2021).

                El mallín artificial consta de una cama de piedras (con dimensiones que varían según la cantidad de personas que habitan la vivienda), sellado con un nylon que evita que las aguas contaminantes pasen a las napas subterráneas y afecten potenciales fuentes de agua. Cuando las aguas del biodigestor entran al mallín, permanecen una semana, tiempo en el cual el trabajo purificador de millones de bacterias y microorganismos residentes en el ecosistema de piedras, digieren los desechos disueltos. Mientras que las raíces de las plantas conducen el oxígeno para la efectividad de los microorganismos y absorben el exceso de nutrientes purificando el agua. Así, el ciclo de tratamiento de agua sucia se completa sin necesidad de esfuerzo o energía extra y es 100% sustentable, recuperando un valioso recurso, resultando en una exuberancia de plantas y flores, y contribuyendo en la captura de carbono.

Salida del agua del mallín artificial, formando un estanque ideal para plantas que gustan de mucha humedad (aljaba, arrayán, nalca).

 

Como siempre, cada acción que hacemos tiene que llevarnos a ser más conscientes y autosuficientes. Hacernos cargo de nuestros propios residuos nos fuerza a estar atentos a los productos que usamos en la limpieza del hogar y en el cuidado personal. Lo ideal es migrar de a poco a productos cada vez menos nocivos y biodegradables, y no perder de vista que las bacterias que están ahí dentro son nuestras aliadas y hay que cuidarlas.

Hoy estaremos en la radio hablando sobre esto. Seguinos en Facebook o Instagram @agendaverdeangostura para enterarte de todos los resultados con más detalle, de todas las iniciativas verdes en la localidad y sumarte a esta movida, o visitá la página web https://agendaverdeangostura.blogspot.com/ donde están recopiladas nuestras notas sobre la reducción de residuos y cuidado del ambiente, o escribinos al email: [email protected].

 

Autor: Ezequiel Bella

 

Para más información:

Para más detalles sobre un mallín artificial: https://blogs.iadb.org/agua/es/el-sueno-de-la-casa-ecologica/

Contaminación por aguas servidas en el lago Nahuel Huapi:

https://www.clarin.com/sociedad/prohiben-banarse-parte-nahuel-huapi_0_Hka4JiPwl.html

https://www.infobae.com/sociedad/2018/12/12/arrojaron-millones-de-litros-de-efluentes-cloacales-sin-tratar-al-lago-nahuel-huapi/

https://www.rionegro.com.ar/dano-al-ambiente-los-principales-focos-contaminantes-en-la-region-1109132/

 

Dejar un comentario
Ranking de noticias
Más Leidas
Último momento
Seguinos en Twitter