EL DÍA DESPUÉS

Deslave: El Municipio estableció que hay riesgo en la ladera y propone tres obras de mitigación para el sector

El director de Medio Ambiente local, Daniel Meier, detalló las causas de por qué se produjo el deslave.
Deslave: El Municipio estableció que hay riesgo en la ladera y propone tres obras de mitigación para el sector
Asi quedó el deck y la pileta de la casa tras el deslave.
24/08/2021

Luego del deslizamiento de barro y arboles que se produjo en la ruta 40, la Dirección de Medio Ambiente realizó un relevamiento junto a un geólogo y peritos de Vialidad, y se elevó el informe a Vialidad Nacional y al Ejecutivo Municipal.

En diálogo con DiarioAndino, el director del área, Daniel Meier, comentó que: “Juntos con Vialidad y un geólogo que hizo el estudio de suelo de la obra observamos varias situaciones”.

Una de las cosas que observaron es que en ese sector hay desniveles de la ruta que al pasar los camiones producen vibraciones en la ladera.

Por otro lado, la ladera es un talud intervenido con voladuras realizadas en su momento para abrir la ruta, por lo tanto no es una pendiente natural.

 “Hacia arriba lo que vimos es que hay mucha caña seca hace dos años y  todo el sistema que funciona como un entramado  al secarse se ha ido retirando las raíces,  eso generó al irse pudriendo, dejando espacios vacios que se fueron rellenando con agua y aumenta la lubricación de la ladera. Lo mismo sucede con los coihues secos que hay en el lugar. Pasa lo mismo”, explicó Meier.

Y el cuarto factor es la obra en sí misma, para la cual el propietario realizó un importante movimiento de suelo interviniendo la pendiente.

Si bien no había estudio de impacto ambiental porque la obra era menor a 500m2, el propietario sí contrató un geólogo que le hizo un estudio de suelo. “Se hizo un movimiento de suelo, y ese relleno se puso en el talud, se hizo una pileta con un deck. Es una obra muy compleja en el sentido de implantación, tuvo sus estudios geológicos y de suelo, pero evidentemente han fallado", detalló Meier.

Las obras impermiabilizan el suelo, a lo cual se suma la remoción de plantas, y produce que el agua corra con mayor facilidad.

“Culpa del golpeteo de los camiones, se secaran los coihues y la caña y ese relleno de obra arriba, hicieron que colapsara”, aseguró el funcionario.

El riesgo latente y las obras para mitigarlo

Actualmente existe riesgo en el sector, por lo cual el tránsito de camiones está restringido a una sola mano y a baja velocidad para evitar vibraciones.

El riesgo que estuvimos viendo es una rajadura que no se desmoronó, se pusieron unos testigos para ver si va avanzando y se solicitó un geólogo. Hicimos un informe nosotros, pero queremos que haga un informe un geólogo de parte y los peritos de Vialidad para ver que acciones de obra civil  hay que plantear el lugar”, detalló Meier.

Además de que haya otro deslizamiento, hay riesgo de que caiga la pileta  y el deck de la casa, que quedaron suspendidos.

Las obras de mitigación que propone el municipio son tres: abajo, cerca de la ruta, colocar gaviones de contención del talud, en media montaña reforestar con coihues y caña y en la parte de la casa hacer contenciones y remover la pileta con el deck.

Sobre a quién corresponderán las obras, en principio las que tienen que ver con la vivienda, correrán por cuenta del propietario, y Vialidad definirá qué pasa con el resto.

Ranking de noticias
Más Leidas
Último momento
Seguinos en Twitter