lunes 27 de junio de 2022    | Nubes 3.2ºc | Villa la Angostura

Día de la concientización del Autismo: “Te escucho mejor cuando no te miro”

03/04/2022
Día de la concientización del Autismo: “Te escucho mejor cuando no te miro”

Por Romina Heredia

En el día de concientización del autismo, cito y reflexiono en este texto desde una mirada de conciencia.

La “innovación” que requieren muchas de “nuestras crisis” son humanas. El súper desarrollo de tecnología social.

El autismo es un gran despertador que nos llama a la necesidad de “volver” a comprender nuestras bases evolutivas.

La empatía, compasión,colaboración se da en la infancia a través de los modelos que recibimos, tanto en el hogar, como en la escuela…también traemos mucho de “ fabrica” y de grandes las podemos aprender.

El sello distintivo de estas “tecnologías sociales” son nuestro sello distintivo, lo que literalmente generó nuestra expansión tanto sobre el planeta como de nuestro cerebro, el amor y cuidado temprano.

Cuotas de amor y confianza “incondicional” extendidos a lo largo de la infancia, adolecencia y toda la vida, es lo que nos hizo quienes somos y contiene las claves de quienes podemos ser.

Lo que significa es que precisamos como base de tratamiento “tecnico”educación y crianza, reencontrar nuestro propio ritmo y propósito para poder modelar claridad humana, ritmo presente con claro sentido de contexto.

“Este mes de marzo se publicó un estudio donde señala que las amígdalas cerebrales de los niños que desarrollan autismo ya están agrandadas entre los 6 y 12 meses de edad…ya están acusando un estrés que pasa desapercibido”.

Precisamos comprender como nos “regulamos” para poder co-regular a los niños desde nuestra calma y claridad…generar bases seguras para se sientan seguros y puedan aprender en neuroarmonia, a su tiempo .

Aprender a co-regular el sistema nervioso central y autónomo de un niño “híper-sensible”, con un espectro sensorial único y variable, sensible a muchos estímulos, visuales, auditivos y táctiles. Intencionar comunicación del mundo que percibe, pudiendo o no ejecutar frases, palabras,ecolalias o gritos.

Los niños con autismo no viven en su mundo, solo lo perciben distinto, hasta que van comprendiendo y aprehendiendo habilidades.

Las habilidades sociales se ven afectadas, pero no nulas, por ello podemos vincularnos a su tiempo y desde otro lugar.

El autismo nos demanda un nuevo nivel de conciencia…soltar el árbol para ver el bosque…

Y Pensar juntos como trabajar nuestras habilidades humanas esenciales para poder encontrarnos todos en un mismo mundo.

 

Te puede interesar
Últimas noticias