JUDICIALES

La familia de Guadalupe pide que le formulen cargos al ex juez Videla por “homicidio culposo”

El padre y los hermanos de la víctima entienden que de haberse seguido los procedimientos, “el femicidio no hubiera acontecido”. Los puntos en los que la familia entiende que falló el sistema.
La familia de Guadalupe pide que le formulen cargos al ex juez Videla por “homicidio culposo”
31/03/2021

El padre y los hermanos de Guadalupe Curual se constituyeron como querellantes y pidieron a la Justicia que se le formulen cargos por “Homicidio Culposo” al ex Juez Jorge Videla por "la falta de acciones concretas" que, según entienden, debieron tomarse a tiempo para evitar el fatal desenlace.

Esteban Curual ( padre), junto a Daniela Curual y Esteban ( hermanos) sostuvieron que “la omisión de actos” en la función de Videla y el “incumplimiento de deberes de funcionario público” fueron causantes de la muerte de Guadalupe.

En líneas generales, apuntan a la omisión de medidas y el no informar a la fiscalía cuando los comportamientos configuraban un delito penal.

Las fallas del sistema 

 En el escrito sostienen que “como evidencia y descripción de los hechos, puede verse en el expediente del Juzgado a cargo del Juez Jorge Videla que:

-15 días antes del Femicidio ingresó al Juzgado un Oficio suscripto por la Lic. Di Tomasso a cargo de la Dirección Municipal de Protección integran de Derechos, dando cuenta de un informe suscripto por la Piscología Pessi quien ya con fecha del 5 de febrero afirma: “el Sr Bautista Quintriqueo incumple permanentemente las medidas dispuestas”. Ese oficio e informe se recepcionó el 8 de febrero y “jamás fue despachado” por el magistrado a cargo del Juzgado de Familia.

-11 días antes del Femicidio, el hospital local a través de la lic en Servicio Social Mariana Solís y la Psicóloga Trinidad Martínez, informaron que la víctima no contaba con familia en la localidad y refirió episodios de violencia considerados de alto riesgo, como amenazas con cuchillos”. Según afirman los familiares, ese informe tampoco fue despachado por el magistrado.

"Pese a contar con un diagnóstico Piscosocial adverso, no se tomó medidas efectivas ni de seguimiento idóneo.Citó personalmente a audiencia a la víctima el día 11 de enero estando legalmente obligado a hacerlo dentro delas 48 Horas de efectuada la denuncia -08 de enero-y no adoptó ninguna media protectiva razonable o proporcionada con la información que se desprendía del legajo."

Aseguran que nunca ordenó secuestro de armas y que frente al incumplimiento del agresor "no dispuso otras medidas asegurativas" y no aplicó sanción idónea.

Pese a que los informes y las denuncias daban cuenta de la comisión de los delitos de desobediencia de una orden judicial, reprimido con 15 días a un año de prisión, como así también las amenazas con armas que prevén penas de un año a tres años de prisión," se debió informar al Fiscal de tal circunstancia y no se lo hizo".

Guadalupe denunció el 6 de enero que Bautista Quintriqueo ingresó a su domicilio sin autorización y la interrogó sobre si ella estaba con otra persona. Antes de irse le manifestó: “ tené cuidado” y le mostró un cuchillo.

El 8 de enero cuando Guadalupe fue a buscar a su hija a la casa que Quintriqueo, este la zamarreó, la tiró al piso y le pidió explicaciones sobre su vida personal. Este hecho se denunció en la Comisaría local y no se informó de manera inmediata al Fiscal, señala la familia en el escrito.

Pese a que desde el día 18 de enero las Psicóloga y la Trabajadora Social de la IV Circunscripción señalaron que luego de entrevistar a la víctima y a su victimario, Guadalupe estaba en “alto riesgo” y vulnerabilidad social por su corta edad, falta de presencia familiar," el juez no adoptó una sola medida idónea delegando –por medio de oficios- en terceros sin potestades de vigilancia y cuidado directo".

El 29 de enero Guadalupe radicó una nueva denuncia por desobediencia de la orden judicial de prohibición de acercamiento en la Comisaria local y se omitió comunicarla en forma inmediata a la Fiscalía.

El 1 de febrero obra una certificación que da cuenta de una comunicación telefónica de Guadalupe en la cual manifiesta que Quintriqueo la siguió en un taxi el viernes 29 y el sábado 30. La victima consideró eso como una intimidación y temía por su integridad ya que el agresor “consume cocaína y circula con cuchillo”. Pese a eso no se tomó ninguna medida.

Aunque se contaba  con informes forenses que daban cuenta del “alto riesgo en que se encontraba la víctima”, certificación de operador de violencia, dos denuncias policiales previas, se le impuso una multa de $ 2.630 “sin oír a la víctima”.

Las conclusiones 

En base a todo eso y algunos otro puntos que no se destallan en este artículo, los familiares de Guadalupe  encuentran “con meridiana claridad el nexo causal entre comportamientos omitidos negligentes y el femicidio”.  Por esa razón, es que formulan cargos contra el ex juez Jorge Videla por los delitos de homicidio culposo en concurso real con incumplimiento de los deberes de funcionario público.

“Con solo recorrer cada uno de los comportamientos omitidos, se puede concluir que de haberse adoptado el resultado femicidio no hubiera acontecido”, agregó el escrito.

Además, la familia apuntó a las autoridades policiales por la responsabilidad que podría caberles al “omitir comunicar en forma inmediata la comisión del hecho delictivo de la desobediencia de una orden judicial denunciada en la comisaría local”.

Ranking de noticias
Más Leidas
Último momento
Seguinos en Twitter