domingo 3 de marzo de 2024    | Cielo claro 7ºc | Villa la Angostura

Robo al taxista: la defensa de los tres detenidos volverá a pedir arresto domiciliario

01/11/2023
Robo al taxista: la defensa de los tres detenidos volverá a pedir arresto domiciliario

Luego de que a mediados del mes pasado la Justicia rechaza el pedido de arresto domiciliario de los tres sujetos acusados de robar a mano armada (con un cuchillo) a un taxista, hoy se volverá a realizar una nueva audiencia donde las defensas de los imputados insistirán con el pedido.

El juez penal Maximiliano Bagnat estará a cargo de la audiencia, y tendrá la responsabilidad de decidir si continúan presos o se los libera, quien también muy posiblemente deberá resolver eventuales planteos de arresto domiciliario que ya intentaran anteriormente los inculpados, buscando -sin éxito por entonces- ser alojados en una vivienda ubicada en calle Pedro Vidal del barrio El Mallín.

La víctima estará presente junto a su abogado Cristian Hugo Pettorosso, quien -según adelantara el letrado a este medio- se opondrá a la liberación de los imputados “por la elevada peligrosidad y riesgo de fuga que significaría conceder tamaña medida que pedirán los malechores”, señaló el profesional.

Dicha audiencia está programada a las 10:30 horas y se llevará a cabo en los tribunales locales.

 

La antesala

En la audiencia anterior, que  estuvo dirigida por la jueza Leticia Lorenzo quien la comandó en forma virutal desde la ciudad de Zapala, estuvieron presentes la fiscal Inés Gerez que reemplazó al titular de la fiscalía local Adrián De Lillo, el abogado querellante Cristian Hugo Pettorosso ( en representación del taxista) y la defensa de los acusados, ( dos abogados particulares y uno oficial).

Tras escucharse el planteo inicial de la fiscal Gerez, quien solicitó una prórroga de dos meses en la Prisión Preventiva que pesa sobre los acusados, se expresó el abogado Pettorosso y reclamó por la continuidad del encarcelamiento preventivo de los sospechosos, detallando distintas cuestiones que tornan -de su criterio- peligroso concederles a los imputados el beneficio que intentaran, basándose, entre otras consideraciones, en el prontuario de uno de los sujetos, la elevada pena en expectativa (hasta 15 años de prisión) y el peligro de fuga que se advirtió el letrado en las evidencias colectadas hasta el momento.

Por su parte, llegado el turno de las Defensas, éstas se manifestaron por la concesión del arresto domiciliario, proponiendo que los tres detenidos, R. M R., J.R. y F. N. C. F., sean alojados en un domicilio de esta localidad, más precisamente en calle Pedro Vidal del barrio El Mallín.

Finalmente, luego del debate, la jueza decidió inclinarse por el pedido de la querella a cargo de Pettorosso en coincidencia con lo requerido por la Fiscalía, negándose el arresto domiciliario.

 

El hecho

Según comentó el propio chofer que fue víctima de los hechos el pasado 17 de octubre, cerca de las 13:30 horas acudió a un llamado telefónico a una vivienda de la calle Colibrí en la zona de Altos de Manzano y al llegar, cinco sujetos pretendían que los trajera hasta el centro de la localidad.

"Yo les expliqué de buena manera que no podemos viajar con cinco personas porque está prohibido. Ahí fue cuando comenzaron a insistir y apretarme para que los llevara, y yo les repetía que no podía. Se subieron cuatro y cuando arranqué, uno de los que viajaba en la parte trasera activó el freno de mano. Enseguida me bajaron y el que estaba de acompañante se sentó en la butaca del conductor. El quinto, el que se había quedado, llegó corriendo hasta donde estábamos y yo salí corriendo hacia el interior de un complejo de cabañas. Ellos me tiraron piedras. Cuando miré hacia atrás, venía uno con un cuchillo grande. En la desesperación, me caí y los cinco vinieron encima de mí. Pensé que me iban a matar, me golpeaban, me insultaban y lo único que les pedía era que no me mataran", contó el hombre.

En un momento, los agresores lo pusieron de pie y, siempre según el testimonio, lo llevaron a la fuerza hasta el auto y lo sentaron en el asiento trasero con un sujeto a cada lado. Otros dos subieron al asiento del acompañante y otro manejaba.

"Lo primero que decían es que iban a ir a Bariloche y que me iban a dejar tirado en el camino. Yo solo les pedía que no me mataran. Finalmente se dirigieron hacia el pueblo. Cuando llegamos al barrio Piedritas, pararon en un kiosco a comprar cosas para comer. Luego fueron a otro negocio del barrio y siempre me amenazaban de muerte y me aclaraban que si denunciaba, me iban a buscar y matar", relató el chofer, quien no dudó en catalogar el hecho como un "secuestro" y así lo denunció en la comisaría.

Finalmente, en ese segundo comercio, los cinco sujetos se bajaron del auto y abandonaron al chofer y al taxi. Una vez que los taxistas tomaron conocimiento del hecho, se agruparon y al conocer a dos de los sujetos, surgió la idea de buscarlos por sus propios medios. Sin embargo, finalmente decidieron no hacerlo y pidieron que la Fiscalía local ordenara un allanamiento en la vivienda donde supuestamente podrían estar alojados.

"La verdad es que los taxistas hoy estamos muy comprometidos y hay que hacer algo, porque esto puede terminar de la peor manera", comentó otro de los taxistas que se manifestó esta tarde frente a la comisaría.

Te puede interesar
Últimas noticias